Archivos de la categoría ‘Redes Sociales’

Algunos usuarios de Google+ han visto como sus publicaciones han cambiado el formato tradicional que ofrecía la red social por uno nuevo. En la imagen inferior podéis ver a la izquierda (la publicación de Saúl Sánchez) la nueva forma en que se muestran las publicaciones, y a la derecha la forma tradicional en la que se mostraban hasta ahora. Aún no está disponible para todos los usuarios de la red social de Google, pero se espera que los cambios se hagan visibles para todos en los próximos días.

Google+ visualización de las publicaciones

Visualmente la nueva forma es mucho más atractiva. Pero, ¿son todo ventajas?. Hasta ahora los enlaces de Google+ eran “dofollow“, mientras que los enlaces de estas nuevas publicaciones son “nofollow, al menos los que llevan el título de la publicación, algo que hará que en principio el valor de estos enlaces sea menor. Debajo seguimos viendo un enlace que tiene como texto de anclaje el nombre del dominio y ese enlace sigue siendo dofollow. ¿Cómo afectarán estos cambios al posicionamiento? ¿Perderá valor e influencia Google+ en el posicionamiento web? Si es así, y contando que muchos usuarios están en Google+ precisamente porque afecta de forma positiva al SEO de sus páginas web o tiendas online, ¿perderá Google+ aún más usuarios? Habrá que esperar a ver en qué línea van los cambios que está llevando a cabo Google en su red social.

Esta semana leía un artículo en marketingdirecto.com, una página que se podría considerar como referente de muchos lectores interesados en marketing online,  sobre la compra de seguidores en redes sociales. Más allá de que se note claramente que es un artículo pagado, me parece que este tipo de medios deberían tener un poco más de criterio a la hora de publicar estos artículos.

En este teletipo pagado por una agencia de marketing online (en el artículo completo de marketingdirecto.com podéis ver de qué agencia se trata) se expone que “comprar seguidores en Twitter es una publicidad eficaz” y que “se ha convertido en una de las vías publicitarias que mejor resultados da, a un precio mínimo”. Por 10€ tienes 1000 seguidores (reales según ellos) en Twitter.

Y digo yo, qué fácil sería entonces para todos comprar 1000 seguidores y empezar a generar ventas. El problema es que no funciona así. Esos 1000 seguidores comprados no van a servir para nada a la marca. No se va a generar ninguna visita a la web corporativa o a la tienda online para interesarse sobre los productos o servicios vendidos y por supuesto no va a generar ninguna venta.

Otro “servicio de calidad” es ofrecer un número de retweets. Según el contenido del artículo, serían 1000 retweets a un precio de 12,95 euros. Volvemos a lo mismo, ¿desde qué cuentas se van a llevar a cabo estos retweets? En su mayoría serán robots o cuentas dedicadas a estos menesteres, sin seguidores reales ni útiles para las empresas o marcas. Pero siguen pretendidendo vender en el artículo esos retweets como “¡POSIBLES CLIENTES!”

¿Qué imagen de la agencia deja este artículo? 

Mi opinión al respecto es clara y es la que he mantenido desde hace tiempo: cualquier compra de fans en redes sociales (me da igual Twitter que Facebook) es inútil si el objetivo es incrementar ventas o aumentar el engagement de la marca. Ahora bien, hay marcas que compran seguidores por ego. ¿Es más fácil conseguir seguidores con una cuenta que ya tiene 10000 seguidores que con otra que tiene 100? Es posible. Pero como digo el objetivo final no puede ser otro que el ego e intentar con esa imagen atraer nuevos seguidores. Ahora bien, hay estudios sobre marcas con seguidores comprados y herramientas que permiten analizar las cuentas en redes sociales busca de seguidores falsos, por lo que los usuarios de redes sociales  pueden darse cuenta de  que los seguidores son comprados y si se difunde por Internet el ego puede transformarse en bochorno.

Respecto a la agencia que quiere vender esto como un servicio de calidad, poco más que decir. Creo que las personas cada vez se dejan engañar menos y por mucho que hablemos de cantidades de dinero insignificantes (10-20 euros), la pregunta que podría venir inmediatamente a la cabeza sobre otros servicios es: ¿Qué calidad serán capaces de ofrecer en servicios más caros?

A los que me seguís en Twitter seguro que no os sorprende nada este artículo. Llevo ya unos días poniendo concursos de Facebook que se hacen de cualquier manera y por supuesto saltándose todas las normas que existen en esta red social. En este post no voy a poner concursos ilegales ni nada parecido. Simplemente voy a dejar una pregunta abierta. ¿Qué pasaría si todas las agencias, profesionales y empresas que están haciendo bien las cosas pasáramos olímpicamente de las normas y nos dedicáramos a saltárnoslas también y a hacer lo que nos diera la gana?

Quizás los responsables de aplicaciones que sirven para realizar sorteos en Facebook de forma adecuada (y aunque baratas, suelen ser de pago) deberían empezar a meter un poco de presión para que la gente haga las cosas bien, porque como nos dediquemos todos a hacerlas mal ellos también lo van a notar.

Ya no quiero entrar a hablar de páginas y perfiles porque es un tema que ya me parece repetitivo, pero también creo que se deberían tomar medidas al respecto.

Y todo esto, ¿por qué iba a hacerse? ¿Porque lo diga alguien como yo? Pues no, por supuesto que no. Pero esta gente que se dedica a hacer las cosas mal tanto en Facebook como en redes sociales o en Internet en general lo que hacen es perjudicar a los que hacen las cosas bien o al menos lo intentan. Las redes sociales empiezan a estar llenas de basura, las empresas cada vez tienen menos repercusión en ellas y esto es debido en parte al uso inadecuado de las mismas.

¿Qué sentido tiene hacer un sorteo para conseguir 2.000 me gusta (por decir algo) si en cuanto acabe 1.960 van a pasar olímpicamente de todas tus publicaciones y no van a pasar por tu página web? Claro, eso si tienes web. O ¿qué sentido tiene que una tienda de ropa sortee un iPad? Los concursos/sorteos se hacen para algo, con el fin de atraer fans vale, pero que a su vez puedan llegar a ser potenciales clientes. Sí lo sé, tener 30.000 me gusta en Facebook es muy bonito, pero en muchas ocasiones no deja de ser un número que no sirve para más. Y no me quiero meter en Twitter, pero seguir a 3.000 personas para que 500 te devuelvan el follow es menos productivo que si ese tiempo lo hubiéramos dedicado a dormir.

Y ya para concluir, el tiempo de vida de las empresas que hacen las cosas de cualquier manera en las redes sociales no suele ir más allá de los 6 meses. ¿Por qué? Pues creo que está bastante claro, obviamente no han sacado ningún beneficio y sólo han perdido un poco de dinero en regalos y otro poco de tiempo en realizar publicaciones.

Muchas veces he escuchado las frases “eso lo puede hacer cualquiera”, “yo no voy a pagar para que me hagan eso” o “mi sobrino tiene Internet y me lo puede hacer”. Es cierto que cualquier persona con un ordenador y una conexión a Internet puede hacer millones de cosas, pero el resultado depende mucho de cómo se hagan.

Parece que está de moda ser community manager, hacer tiendas online como churros o diseñar webs. Otra cosa muy distinta son los resultados que se consiguen, dependiendo en quién confíes y otras muchas que tienen como trasfondo de todo Internet.

No por utilizar Facebook todos los días se puede decir que eres un community manager. ¿Sabes algo de SEO? ¿Buscar las palabras clave necesarias para posicionar una empresa? ¿Configurar campañas SEM? (a poder ser optimizando los anuncios y el presupuesto). Son tres cuestiones habituales para una persona que de verdad conozca mínimamente el mundo del marketing online, pero que el sobrino que utiliza Twitter para ver quée hace su compañero de clase o ver qué pone su futbolista preferido no  ha escuchado en su vida.

Y más de lo mismo podemos aplicar al tema de los e-commerce, pero con alguna complicación más. ¿Qué es Google Merchant? ¿Sirve de algo Google+? ¿Y el porcentaje de conversión? ¿Sabes medir objetivos en Google Analytics? O más sencillo aún, ¿sabes que existe Google Analytics? Puede que seas de los que esperas y esperas un día tras otro a que llegue la primera venta pero no haces nada para conseguirla… Más preguntas y más tiempo que dedicar para conseguir que la tienda funcione, pero no tienes ni idea por dónde empezar y acaba siendo otra tienda más abandonada en el inmenso mundo de Internet.

Del diseño web ya ni hablo. Esos que se consideran diseñadores web y no son capaces ni de pasarte un diseño en capas utilizando Photoshop, qué mundo éste. Cualquier día me encuentro un diseño web hecho en Paint. Pero claro, es fácil pasar cualquier cosa al programador y que él adivine lo que quieres y además que lo plasme en un desarrollo completo y que tenga la apariencia exacta que al “diseñador” se le había pasado por la cabeza. Por no hablar de los “diseñadores web” que sí, saben dibujar una web, pero no han abierto un css en su vida.

Hay muchos más casos que seguro conocéis. La frase “en Internet todo es gratis” sigue muy arraigada en la sociedad y hasta que no se valore a los profesionales del sector de forma adecuada esto seguirá pasando. La mayoría de tareas que para el común de los mortales se hacen con un ordenador y se pueden llevar a cabo de cualquier manera requieren un tiempo y unos conocimientos, y hay que tenerlos muy en cuenta a la hora de valorar la actividad que ese profesional está llevando a cabo.

Mucho se habla de las redes sociales dentro de las estrategias de marketing actuales de las empresas. Pero hay una red social en el olvido de casi todos y que a los negocios con establecimiento físico les puede aportar un gran valor: Foursquare.

¿Por qué la gente hace check-in en los lugares que visita? Pues actualmente diría que por diversión y por rutina. Pero hay quien está sabiendo aprovecharse de los hábitos de las personas que hacen check-in y consiguiendo fidelizar a ese cliente a través de promociones, en su mayoría muy poco costosas para el establecimiento, pero además con una rentabilidad muy alta.

¿Por qué digo fidelizar? Simplemente porque con ofrecer una recompensa al mayor al finalizar cada mes estás consiguiendo que si esta resulta atractiva para las personas que frecuentan tu local no se piensen dónde ir cuando tengan pensado realizar una actividad de ese tipo. Me explico con un ejemplo: una panadería ofrece una barra gratis al cliente que sea el mayor al final de cada mes. Obviamente hay que controlar los check-in fraudulentos, algo que resulta muy fácil en este tipo de establecimientos, pero estarás consiguiendo que muchas personas acudan a comprar el pan con la excusa de hacer check-in y recibir la recompensa a final de mes. Obviamente si estás en un pueblo de 40 habitantes cuya media de edad es de 60 años esta promoción no va a tener ninguna incidencia, pero si tu panadería está en un barrio repleto de estudiantes la idea puede no ser tan mala.

Es un ejemplo muy superficial para ilustrar uno de los beneficios que Foursquare puede ofrecer a establecimientos físicos: la fidelización. Pero también ofrece imagen. Es cierto que hoy en día casi todos los establecimientos están en Foursquare pero la mayoría de ellos no han sido dados de alta por sus dueños. ¿Controlan lo que pone la gente sobre su local? Otro ejemplo, me estoy pensando ir a un restaurante a cenar. Abro Foursquare para ver qué hay por la zona (si amigos, otra ventaja es que puedo ver comercios cercanos al lugar donde me encuentro). Veo que alguno de mis amigos ha estado en un restaurante a dos manzanas y han mostrado un grado de satisfacción alto con el sitio. Ya he encontrado donde cenar. En cambio, si leo opiniones negativas sobre el bar que está en la otra acera no me voy a arriesgar a que me pille un coche cruzando la carretera por ir a cenar a un sitio en el que es muy probable que no me atiendan como me gustaría.

Animo a todos aquellos que tengan un negocio con un local físico y sea la primera vez que oyen la palabra Foursquare a buscar su establecimiento en esta red social. ¿Aparece verdad? Pues como siempre digo, ya que no puedes evitar estar en ciertos lugares y que hablen de tí, mejor controla lo que pasa a tu alrededor y evitarás sorpresas inesperadas.